jueves, 31 de enero de 2013

Clases de catapultas



Las Catapultas

Se conoce o se puede referirse a catapulta a toda maquinaria de asedio que se utilice para arrojar objetos a una distancia relativamente amplia (superior a los 100 metros).
Se cree que la aparición de los primeros tipos de catapulta ocurrió entre los años 400 y 350 antes de cristo por parte de los griegos y se podría decir que eran un tipo de ballesta mas grande con mayor alcance. Pero fueron los romanos que empezaron a perfeccionar estas armas, ocupando las tecnologías de la época para hacer estas armas más simples pero más efectivas creando así el onagro, maquina que todos asocian como catapulta.
Las catapultas no se utilizaban solo para lanzar piedras y materiales incendiarios, también se usaba para lanzar panales de abejas, animales muerto o cadáveres que pudieran transmitir enfermedades a los sitiados siendo esta la primera forma de guerra bacteriológica.

CLASIFICACIÓN DE LAS CATAPULTAS:

Hay mucho escrito sobre los nombres con que se conocían a las catapultas, con lo
que resulta difícil reconocer el tipo y clasificarlas de esa manera, pues dependiendo del tipo de proyectil que lanzaban, el tamaño, el lugar geográfico, el tiempo, etc. se les llamaba de diferentes maneras.
Para facilitar el reconocimiento de las catapultas las podemos clasificar según su sistema de poder. Así podemos encontrar catapultas que funcionan con la energía suministrada por la tensión,
torsión, contrapeso y tracción.
Las catapultas de tensión son las que funcionan gracias a que almacenan su energía, al ser tensado un arco de metal, madera o cuerno y fueron las primeras en hacer su aparición, ya que descienden directamente de los arcos manuales. Algunas catapultas de asalto romanas utilizaban este sistema desde la primera centuria antes de Cristo, con algunas variantes.
Las catapulta de torsión, son aquellas que son accionadas gracias a la fuerza almacenada al "torcer", una madeja de cuerdas, tendones o crin de caballo, según la época de que se trate. Los romanos fueron los perfeccionistas de este tipo de catapulta. Algunos ejemplos de este tipo son: Las ballestas romanas, los Onagros, el escorpión, etc.
La catapulta de contrapeso fue un invento aparentemente reciente; por lo menos eso dicen algunos autores, sin embargo no todos coinciden en ello. Esta catapulta funcionaba a base de un contrapeso, con una masa muy superior al peso del proyectil, en el caso del Trebuchet con una relación que variaba de 80 a 100 veces. La ventaja de este tipo de maquina de guerra, con respecto a las anteriores, es que podía almacenar la energía sin cambios ni fugas. Cosa que las anteriores, no podían ya que con el tiempo iban perdiendo su fuerza y elasticidad, incluso dañarse si no eran disparadas en un corto periodo de tiempo.
La catapulta de tracción fue un invento de los chinos que llamaron hsuan feng, utilizada aproximadamente en el año 200 de nuestra era.. Esta catapulta funciona a base del impulso humano y su principio es muy parecido al del trebuchet; es decir, utilizan la palanca y la honda para aumentar la fuerza de salida del proyectil. Esta catapulta fue sin duda el antepasado del Trebuchet, ya que es natural su evolución.
El Trebuchet (Tripantum) fue una de las armas favoritas en la edad media, se cree que fue un invento de los chinos y que de ahí se extendió a los árabes vía Persia, para posteriormente llegar a Europa donde se desarrolla la versión pesada de contrapeso. Tenía una ventaja con respecto a sus primos contemporáneos, y era que podía lanzar diferentes tipos de proyectiles; desde rocas, animales muertos en descomposición, hasta mensajes, sobre las murallas de las fortificaciones y castillos. Su ingeniería demostraba varios principios físicos básicos y su arquitectura era muy simple y elegante.
Hubo varias versiones del trebuchet como la "Biffa" o "Couillars", que eran básicamente un trebuchet con dos contrapesos en lugar de uno sólo, y con un solo poste de soporte en medio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada